Institucionales

Una ansiada consagración

Libertad, luego de 21 años, se consagró campeón en 1976.

Una ansiada consagración

20-05-2020

La década de 1970 en el fútbol paraguayo estuvo marcado por la hegemonía de Cerro Porteño y Olimpia, sin embargo, en 1976 Libertad sería el que cortaría esa racha consagrándose como el mejor equipo en la División de Honor.

Habían pasado 21 años del último título liberteño en el fútbol profesional, con el equipo considerado por muchos como el mejor del siglo XX. Para la campaña del 76, el conjunto de Tuyucuá apostó por los jugadores surgidos de las raíces mismas del club, complementando con futbolistas que llegaron de otros equipos. En la primera ronda, el técnico fue Juan Alberto Pino, pero luego tomó el mando Ramón “Moncho” Rodríguez, quien sería el que llevaría al albinegro hasta lo más alto.

 

El partido consagratorio

Libertad y Cerro Porteño llegaron con puntos iguales a la definición del campeonato. La cita era el domingo 17 de octubre de 1976, en el estadio de los Defensores del Chaco. En el primer tiempo, el delantero liberteño Apolinar Paniagua, aprovechó un error del golero azulgrana Carlos Spessot para anotar el primer tanto a favor del Gumarelo.

Y prácticamente en el final del compromiso, Arecio Colmán es derribado dentro del área y el árbitro Gabriel González sancionó el penal a favor del Guma y nuevamente Apolinar Paniagua convirtió el gol de la consagración para que de esa manera Libertad sume su octava estrella en el balompié nacional.

Formaron parte de aquella gran conquista:  Alcides Báez, Juan Espínola, Eduardo Villalba, Ricardo Tavarelli, Braulio Bernal, Arecio Colmán, Carlos Huespe, Eugenio Morel, Emigdio Dos Santos, Apolinar Paniagua, Juan Ramón Ocampos, Feliciano Brítez, Pedro Nelson Fleitas, José Fèlix Orrego, Nelson Egert, Justo Pastor Ledesma, Juan Alberto Benítez, Lucio Robles, Carlos Espínola, Cristóbal Maldonado, Milciades Morel y Hugo Benítez Isasi.